Carrasco Montevideo

  • 1d6c582f-1b8a-4fdf-8495-60b36ba6dbf8
  • 1d6c582f-1b8a-4fdf-8495-60b36ba6dbf8
  • fixedw_large_4x.jpg

Carrasco

sofitel-montevideo-casino-carrasco-brasil-poker-live-aconcagua-poker-25.jpg
Carrasco fue el primer caso en la historia uruguaya de planeamiento urbano y de diseño de todo un barrio encarado exclusivamente por la iniciativa privada. El principal baluarte de aquel sueño fue el gran Hotel Casino Carrasco, una monumental construcción al estilo de los lujosos hoteles de la Europa del 900. Bajas construcciones y grandes espacios verdes son las principales características de este barrio.

Avenida Arocena

sofitel-carrasco-03a-antes-2.jpg
Es la avenida principal del barrio y junto con sus calles aledañas constituye uno de los paseos comerciales más destacados de la zona, ideal para recorrer a pie. A lo largo de cuatro cuadras, la calle Arocena alberga comercios de todo tipo como restaurantes, heladerías, tiendas de ropa, galerías de compras, supermercados, bancos, entre otros. En la esquina con la rambla se encuentra la majestuosa edificación del histórico Hotel Casino Carrasco.

Rambla y Playa

1-playas-montevideo_281914ec43c39430efef85133878ca17.jpg
Dada su cercanía a la costa y sus grandes dunas, Carrasco nació como un tranquilo balneario alejado del movimiento de la ciudad. Actualmente, la playa y la rambla costanera frente al Hotel Carrasco son de los lugares más visitados del barrio, sobre todo durante las estaciones en donde predomina el buen clima. Es una zona muy concurrida para el disfrute y la realización de deportes y actividades al aire libre. En días ventosos la playa de Carrasco es una de las preferidas por quienes practican Kite Surf.

Montevideo

palacio_salvo_montevideo_uruguay.jpg
Descubrí Montevideo, donde se palpitan casi 300 años desde las historias coloniales a la ciudad del siglo XXI. Sus recuerdos, música, aromas, arquitectura, expresiones culturales y tradición cosmopolita se reflejan en un cielo de colores que dialoga con el agua que 
baña su costa y su bahía. Es una ciudad que se construyó con viajeros y visitantes, por eso late en los montevideanos la alegría de recibir visitas. Montevideo no tiene una estación del año predilecta, se redescubre en cada una: verano, otoño, invierno y primavera.

teatro-solis.jpg
Montevideo, una ciudad que respira poesía y música, es un gran museo a cielo abierto que se integra con museos que abordan diferentes temáticas. Es una ciudad con espíritu joven, en la que durante todo el año hay estrenos de teatro de calidad, tiene obras del arte escultórico, mural, arquitectónico en las más de mil plazas y plazoletas que hacen del espacio público el lugar privilegiado de intercambio de los montevideanos, de sus diferentes expresiones pero también del vínculo de la ciudad con la naturaleza. Montevideo es una ciudad verde, con un árbol cada tres habitantes. Los 30 kilómetros de costa de Montevideo son una experiencia que no podés dejar de vivir: mirar el horizonte, disfrutando un amanecer o atardecer que quedará grabado en tu retina

aeropuertodecarrasco.jpg
Si te animas a descubrir Montevideo, pronto confirmarás que desafía todos tus sentidos, a través del tango, la murga, el candombe, el buen vino, rutas y rincones gastronómicos que te dejarán el deseo de volver. Montevideo también es campo y tenes que conocerlo. Te invito a embarcarte en esta aventura cargada de historias, tradición de hospitalidad y calidez que hacen que los visitantes siempre quieran volver. Montevideo te invita y te aseguramos que luego de conocerlo, vas a querer a Montevideo.